Sep 4 2011

Dudas Existenciales (84): Justicia y Democracia

Gabolonte Blasfemus

imageAlgo anda mal en el mundo. ¿Qué novedad, no? Los traje acá para decirles esto. Pero síganme por un momento.

Siempre tuvo sus problemas, pero cada vez con más decisión el mundo parece hundirse en el más profundo de los agujeros. Economías que colapsan, incluso las más poderosas. Injusticias de toda clase. Gobernantes, a una primera e inocente vista, incompetentes como mínimo. Está todo tan enrevesado que mucha gente pensante suele replantearse la verdadera utilidad de la democracia y la justicia en las naciones. Yo también lo hice, llegando a cuestionarme si los sistemas judiciales y democráticos actuales fueron creados desde el principio como una pantomima para mantener en los pueblos la ilusión de que controlan su destino.

Pero por un momento me bajé del caballo conspiranóico, y traté de imaginar y comparar lo que sucede ahora con lo que debería suceder antes, en tiempos más inocentes para las sociedades humanas. Principios como que el gobernante de un país sea elegido por la mayoría de los votos, o que todo aquél sospechoso de un crimen sea considerado inocente hasta que se demuestre lo contrario, parecen premisas muy buenas como para descartar, al menos en papel. Y aventuro que muy posiblemente en sus inicios eran mucha más efectivas que ahora. Entonces, ¿qué sucedió?

Esto me llevó a intentar concebir a los sistemas judiciales y democráticos, bases de toda nación que se llame justa, como sistemas informáticos, y por un momento analizarlos, sin ser un especialista en esto tampoco, desde el punto de vista de la seguridad.

Todo geek sabe lo que pasa con un software que deja de ser mantenido y actualizado: Con el tiempo hackers comienzan a encontrarle fallas, agujeros. Se generan xploits que luego todo el mundo conoce, y que como sugiere el término, son formas conocidas y probadas de explotar un sistema. Así, cualquier software que no tenga detrás gente que se encargue de mantenerlo actualizado y cerrando sus vulnerabilidades a medida que se van descubriendo, termina siendo abusado en múltiples formas, hasta que se vuelve inusable. ¿Quién en su sano juicio montaría en Internet un servidor con software de hace 5 años y sin parchear? Bueno, lamentablemente conozco quien lo hace, pero eso no viene al caso.

Continue reading