May 8 2013

Tecnología, costos, y mucho contraste (según tu lugar en el mundo)

Gabolonte Blasfemus

Anteojito 18 KilatesEn esas charlas de café donde uno se sienta a filosofar sobre el mundo suele pasar que a veces hablamos de cuántas cosas no cambiaron con el paso del tiempo, desde elementos cotidianos a los objetos más inverosímiles. Podríamos decir que uno de esos objetos son las revistas de toda la vida; las de papel, las que aún se compran en el kiosko de diarios y hay que pasar la página para seguir leyendo (como en Flipboard, vistess?). Por más que hayan avanzado y mejorado las tecnologías de impresión y distribución, sigue siendo tinta sobre papel. Pero no, algunas cosas cambiaron…

Las tácticas de marketing no son en absoluto desconocidas para estos dinosaurios de la distribución de contenidos, no. Si cuando era un tierno niño me maravillaba porque la Anteojito 18 Kilates traía para Navidad un exclusivo juguete, no de cartón ni papel, sino de plástico y haciendo bulto, hoy ya no nos sorprendemos con nada: Los juguetes en las revistas infantiles son moneda común, y ya se han visto ejemplares de publicaciones para la mujer que vienen con desodorantes o una botellita de agua saborizada, o auspicios de otros productos femeninos. Pero seguramente, más allá de tener la idea o no, hace 10 años todavía no se podía hacer lo que se hizo en este último año.

Continue reading