Jul 8 2009

Animax: Quien te ha visto y quien te ve…

Gabolonte Blasfemus

Antes:

image

Después:

image

Hace unos 4 años llegaba Animax a latinoamérica, previo pisoteo publicitario de Locomotion, la señal de TV original que fue adquirida por Sony Pictures Entertainment para luego ser completamente desmantelada y reemplazada por la primera. En estas publicidades, no se dejaba de hacer despreciativamente hincapié en la programación de Locomotion que no era anime, recalcando en todo momento que Animax, en congruencia con su nombre, iba a ser un canal 100% anime. Bueno, al menos lo fue por un tiempo…

Continue reading


Mar 8 2009

Dudas Existenciales (55)

Gabolonte Blasfemus

image El desencadenante de esta D.E. fue algo que me pasó hace una semana y de lo que ya había hablado, con la salvedad de que esta vez el tipo con el que me topé era tan idéntico a mí en todo que casi me asustó (y creo que a él le pasó algo similar). Fue casi como caminar contra un espejo y ver mi propia imagen acercarse pero con otra ropa; pero aún así, cada uno siguió su camino como si nada, ocupado con sus problemas y urgencias. Si alguien tuviera que imaginarse esta situación, o incluso convertirla en una historia o relato, lo primero que pensaríamos es que ninguno de los dos afectados seguiría su camino, ya que la sorpresa sería, como mínimo, suficiente para que al menos se queden estáticos mirándose por un buen rato. Lo siguiente que me imaginé sería si nuestras reacciones hubiesen sido similares si en lugar de pasar al lado alguien muy parecido hubiese sido con un bicho gigante. Me acordé de la película Mimic, donde unas cucarachas gigantes se mimetizaban lo suficiente como para que nadie se espante aunque llegasen a notar algo raro a lo lejos y de refilón. Y ahí entra mi duda: Lo seres humanos de estos tiempos, hemos perdido nuestra capacidad de reacción?

image

Haciendo memoria se me vinieron algunos casos en los que la gente, o uno mismo, no reaccionó como debiera ante situaciones tremendamente críticas. Por ejemplo, teniendo una balacera a una cuadra, recuerdo que todos los presentes se quedaron hablando y mirando mientras esperaban su turno para que los atiendan en un kiosco, con los tiros sucediéndose en una cercanía que podría haber sido letal. También sucede mucho este tipo de indolencia presenciando robos y agresiones a terceros, y en otros casos que involucren gritos, desmanes y demás, que indican que algo está mal, y aunque se escuche o vea en el mismo recinto, todos siguen en lo suyo. ni hablar de los casos de indiferencia ante todo tipo de desgracias ajenas en la vía pública, y más si están asociadas a personas en la marginalidad, una actitud de la que casi nadie está exento y que vamos desarrollando como una defensa contra la inseguridad y la angustia que genera presenciar a diario ese tipo de situaciones.

image ¿La sociedad de consumo con sus distracciones, presiones, y obligaciones artificiales nos va convirtiendo en ganado? Seguramente, pero siento que existen otros motivos detrás, que entre todos confabulan para zombificarnos. Algunos llegan a conclusiones tan atrevidas como que los lácteos y los cereales, alimentos completamente omnipresentes en la dieta diaria de toda persona, principalmente en occidente, son los directos responsables de volvernos autómatas estúpidos que cada vez se revelan menos ante cualquier tipo de atropello o afrenta a su bienestar. Lo cierto es que presencié casos en los que no me podía explicar como cada uno seguía haciendo su rutina mientras a pocos metros sucedía algo alarmante, tomando tan solo el rol de un curioso espectador.

Yo por ejemplo, debería haberme parado, hablar con mi clon, y confabularnos para contactar al resto de los nuestros y así desenmascarar a esta conspiración extraterrestre de la que seguro forma parte el hombre Cáncer, pero es que se me hacía tarde e iba apurado…


Mar 7 2009

Todo lo que necesitás para tu partuza, a domicilio

Gabolonte Blasfemus

La creatividad humana es muy fértil, y cada día se exploran nuevos mercados y segmentos. El de que te traigan a tu casa lo que necesitás para llevarte a una mina a la cama es uno que jamás se me hubiese ocurrido:

image

Anuncio visto por las porteñas calles de Devoto. Me encantaría poder ver como es la lista de pedidos de esta gente en una noche, si es que alguien realmente se anima a solicitar algo de alguien que pega avisos fotocopiados en los postes y que no deja ni una dirección (pero ojo, tiene 0800…).


Feb 7 2009

… (La inspiración)

Gabolonte Blasfemus

image Seguro a todos nos pasó estar frente a una hoja en blanco (ya sea real o virtual) y, teniendo que escribir algo, que no salga nada, y es fija que cuanto más y más nos presionemos menos va a salir. Eso a la hora de escribir en un blog también pasa, ya sea porque nos lo tomemos en serio y saquemos una ganancia monetaria importante de él, o por el sencillo hecho de que nos moleste dejarlo “abandonado” sin ninguna actualización durante varios días. A mi me pasa bastante eso, pero algo que me molesta más que me pase: Que las mejores ideas me vengan en los lugares y momentos más inoportunos.

En la ducha, viajando de dorapa y lleno de gente en el tren o el colectivo, o sentado en el gran trono, el hecho es que en esos momentos uno no tiene nada a mano para, con un mínimo de comodidad, poder plasmar la idea antes de que se les escape. Para cuando podemos hacerlo, en el peor de los casos ni recordamos que se nos ocurrió algo, y en el menos nos sucede como cuando tenemos un sueño de esos bien complicados: A los segundos de despertar recordamos menos de un 1% que no nos sirve para nada.

Es por eso que en los últimos meses estuve tratando de combatir esto lo más posible, porque me molestaba muchísimo encontrarme con la hoja blanca y sin ideas, sabiendo que las tuve y buenas. Un día se me ocurrió algo mientras me bañaba, y trate de apurarme mientras seguía elaborando la idea, y salí lo más rápido posible a escribirlo en la máquina, mojado y en bolas. Pero mucho peor son los casos en los que uno viaja en el transporte público, ya que, aunque tengamos la suerte de estar sentados, la situación actual no está para andar sacando PDAs o cualquier otro gadget de mano para plasmar nuestra inspiración pasajera (del 60). En esos casos apelo a un breve apunte en mi celular que pueda servir de recordatorio de toda la idea en cuestión; algo que muchas veces no sirve, ya que, si no plasmamos la chispa que tuvimos en ese momento, va a ser muy difícil regenerarla a voluntad en otro momento. Tal vez lo más fácil y simple, alguien seguramente me acotaría, sería cargar en esos casos con un simple cuaderno y un bolígrafo, a lo que contestaría que por un lado tienen mucha razón, pero que también es bastante difícil escribir en el aire, y a mi particularmente me molesta demasiado la escritura manuscrita porque mis manos torpes perdieron la práctica por usar mayormente teclados y pantallas táctiles (escribo y tengo que concentrarme para no hacer los trazos que haría en una pantalla táctil, no quiero que esa termine siendo “mi letra”). Otra opción sería grabarlo, pero mi tremenda timidez me impide relajarme si alguien puede leer o escuchar mis más profundos pensamientos (y los no tan profundos, también).

image

Conclusión? Ninguna, todavía sigo buscando la mejor forma de rescatar esos breves instantes de chispa que aún me queda. A ustedes les pasa algo parecido? Cómo hacen en ese caso?


Ene 28 2009

La reencarnación de Crazy Frog

Gabolonte Blasfemus

Quién dijo que la basura no se recicla?

Este es el tipo de juguetes de los que luego uno se arrepiente de habérselos regalado a su hijo, es todo un instrumento de tortura de esos que más tarde aparecen sin pilas o escondidos. Y vamos a ver si los jeropas de iutuv le sacan el audio (lo mejorarían).