Mar 29 2011

Arkadion-X, el juego tipo Arkanoid con estilo retro que te va a atrapar

Gabolonte Blasfemus

Widgets… Opera… Nunca fui muy amigo de los widgets, siempre cuestioné su utilidad en mayor o menor medida dependiendo de la plataforma, y en el caso de los de Opera lo hice aún más, ya que por su misma constitución corrían riesgo de no proveer verdadero valor al excelente navegador que los hospeda.

Pero ahora pasó bastante tiempo de ese comienzo dudoso, y aunque los widgets de Opera jamás fueron una característica disruptiva y revolucionaria que le hiciera mojar los pantalones a nadie hoy vemos cierta madures en sus desarrollos y su soporte que los hacen más atractivos, como por ejemplo la posibilidad de lanzarlos por fuera del navegador.

Uno de los apartados en donde estas creaciones a base de HTML, CSS y AJAX se están destacando últimamente es en el apartado juegos, y no podía dejar de mencionar la excelente pieza de malgaste de tiempo que me resultó Arkadion-X, un clon más del clásico Arkanoid pero con un estilo tan retro, simple y estilizado a la vez que resulta difícil dejar de disfrutarlo mientras se lo juega.

image

Con solo dos botones gigantes, uno para iniciar el juego y otro para pausarlo, podemos rápidamente disfrutar de esta pequeña maravilla por largo rato; solo le faltaría la posibilidad de recordar los niveles alcanzados para ser perfecto.

La ventaja principal es que, al ser un widget de un navegador multiplataforma como Opera, podemos disfrutar de semejante pasión retro en Windows, Mac OS X o nuestra distro gráfica Linux preferida.

Otros dos juegos también bastante buenos, aunque para mi gusto no la misma altura del anterior, son Pipe Mania y el clásico Backgammon, los tres reseñados en el blog oficial y recomendados en la página principal de Opera Widgets.


Feb 1 2011

“Haga doble click en la O roja”

Gabolonte Blasfemus

El otro día estaba descargando la última versión de Opera para el escritorio, la 11.01, la cual, si aún no se actualizaron, se las recomiendo urgentemente porque soluciona varios problemas de estabilidad y seguridad, clásicos de que surjan en un major release como lo fue Opera 11. Lo que me llamó la atención al hacerlo fue esto:

Opera-post-download-page

Y, más específicamente, esto otro:

Opera-Red-O

No sé que tan nuevo será, pero creo que es la primera que veo a la compañía Noruega hacer hincapié tan activamente en ese recurso de marketing que a Microsoft le sirvió durante tanto tiempo, remarcar la asociación de su producto con algo tan simple como una letra y un color. No es que desde siempre no estemos viendo la gran O colorada por todo lo que sea de Opera, sino la instrucción del final, la que me parece importante. Sería lindo pensar que pueden haber más usuarios que cuando llamen a soporte les digan que hagan click en la O roja, que ciertamente siempre fue mejor que la e azul.

Ahora me asalta la duda, y me pregunto cómo se referirán en general los demás cuando tienen que decirle a un usuario por teléfono que haga doble click en el icono de Firefox o de Chrome. ¿”Haga doble click en el mundito con ese zorrito que lo rodea”? ¿”Entre por eso que parece el jueguito del Simon”?


Mar 23 2010

JZ SmartMort, completa suite de utilidades para Windows Mobile

Gabolonte Blasfemus

2010 03 23_02 21 27_0081_111g A pesar de las noticias que claramente van relegando a Windows Mobile hacia una posición secundaria en el universo de los smartphones, es reconfortante seguir encontrándose con nuevas y geniales aplicaciones para esta veterana y probada plataforma móvil.

En este caso, nos encontramos con JZ SmartMort que se trata de un conjunto de utilidades que vienen a llenar algunos vacíos existentes en la flexibilidad de manejo de Windows Mobile, brindándole características dignas de un SO de escritorio.

Estoy completamente seguro que no podré llegar a enumerar todas las numerosas funciones que ofrece esta suite sin olvidarme de al menos un par, pero bien vale la pena hacer el esfuerzo. Las más prominentes son, en primer lugar, un completo monitor del portapapeles, el cual asociado a numerosas opciones a la hora de configurar diversas maneras de copiar y pegar en el sistema, lo convierten por sí mismo en una herramienta totalmente imprescindible una vez que lo conocemos, y totalmente a la altura de aplicaciones específicas para tales funciones.

La otra función principal, y por lejos una de las más apreciables para quienes como el que escribe tenemos la manía de coleccionar navegadores y no terminar de decidirnos cual abrir a la hora de ingresar a un determinado sitio, es un selector que automáticamente nos permite elegir entre cualquiera de los navegadores instalados en el sistema a la hora de abrir un link desde cualquier aplicación. Y lo más sorprendente es ver como todo navegador existente para la plataforma Pocket PC es reconocido correctamente; en mi caso, reconoce y me presenta sin problemas a Opera Mobile 10, Opera Mobile 9, Opera Mini 5 nativo para WinMo, NetFront, Skyfire, Iris Browser, UC Browser, e incluso navegadores que se ejecutan en la máquina virtual J2ME como BOLT o las distintas versiones de Opera Mini instaladas en la misma.

Y si con todo esto no resulta suficiente motivo para adoptar a JZ SmartMort como un agregado imprescindible, no está de más conocer algunas de las diversas funciones extra que ofrece:

  • Administrador de comunicaciones, para habilitar/deshabilitar GPRS, Bluetooth, Wi-Fi, etc.
  • Administrador de procesos.
  • Instalación y manejo de extensores de funcionalidad para el cliente de email de Pocket Outlook, los cuales permiten marcar todos los mensajes como leídos o borrarlos a todos directamente desde el menú.
  • Configurar JBed, la máquina virtual Java más usada y que suele venir por defecto en los teléfonos HTC, para saltarse todas las preguntas de seguridad; algo que puede ser peligroso si instalamos applets Java que no sean de confianza, pero sumamente útil a la hora de evitar los molestos diálogos de seguridad a la hora de abrir repetidamente aplicaciones conocidas, como el caso de Opera Mini.
  • Instalación de accesos directos para las applets instaladas en JBed.

2010 03 23_02 23 14_0082_111gPara acceder rápidamente a las funciones más útiles, JZ SmartMort posee un menú rápido de opciones, que puede ejecutarse bien desde el acceso directo correspondiente, o asignado a un botón de hardware del teléfono, para lo cual, en caso de que no podamos hacerlo desde las propias opciones de configuración de WinMo, se ofrece además desde la misma herramienta una serie de opciones avanzadas para mapear cualquier tecla del equipo.

Ahora bien, las contras de JZ SmartMort pasan principalmente por su performance, ya que como algún que otro viejo usuario de WinMo podrá deducir, esta herramienta le debe parte de su nombre a que está compuesta por una serie de scripts que se ejecutan bajo MortScript, el conocido intérprete de comandos por lotes bajo el cual corren varias aplicaciones. Eso involucra que, por ejemplo, en caso de tener activado el monitor del portapapeles de JZ SmartMort, se encontrará corriendo de fondo constantemente MortScript para ejecutar el script correspondiente. También, en caso de querer contar con un menú visual como el que se ve en la captura para seleccionar el navegador, habrá que instalar otra herramienta adicional más: MortButtons, el cual viste a MosrtScript con una conveniente y agradable GUI. De todas formas no hace falta preocuparse por estos requisitos a la hora de usar JZ SmartMort, ya que al momento de la instalación detectará si tenemos instalado a MortScript en el sistema, y caso contrario nos ofrecerá descargarlo e instalarlo automáticamente. Lo mismo hará en el caso de MortButtons, una vez entremos a configurar las opciones del selector de navegadores.

Más allá de lo anterior, con todo lo que es capaz de hacer JZ SmartMort por nosotros, es casi seguro que lo queramos tener aunque sea por un par de funciones en particular. En mi caso no utilizo el monitor del portapapeles para que no me consuma recursos de fondo y porque además no lo necesito demasiado, pero sí me resulta tremendamente útil el selector de navegadores y los hacks que posee para JBed. Seguramente ustedes encontrarán sus propios motivos para usarlo.

JZ SmartMort, al igual que MortScript y MortButtons, son completamente gratuitos, y al primero, que además está publicado bajo licencia GPL, lo podemos descargar directamente desde su página en SourceForge.


Mar 6 2010

Opera Mini 5 beta para Windows Mobile

Gabolonte Blasfemus

image Para quienes conozcan de larga data a Opera Mini seguro les sonará raro el título, ya que al estar desarrollado en J2ME, el navegador móvil más pequeño de la familia de Opera es capaz de funcionar en cualquier dispositivo con una máquina virtual Java Móvil, desde casi cualquier celular convencional del mercado hasta smartphones con Windows Mobile, Symbian, etc. Pero la diferencia radica en que esta versión de Opera Mini 5 beta está compilada para ejecutarse nativamente en Windows Mobile, lo cual reporta varias ventajas como no requerir de una VM J2ME instalada en el móvil, mayor velocidad e integración con el SO y, así de trivial como pueda parecer, la disponibilidad de un icono propio para ejecutarlo, ya que con las versiones anteriores era necesario abrir primero la máquina virtual Java y luego seleccionar a Opera Mini de entre las demás applets instaladas para lanzarlo.

La movida no es tan extraña para los muchachos noruegos, que ya tienen en el mercado versiones de Opera Mini específicas para Android y BlackBerry por ejemplo, aunque sí lo es que recién ahora se vengan con una nativa para el viejo WinMo, el cual no está pasando sus mejores momentos. Tampoco era que hiciera mucha falta, ya que esta fue una de las privilegiadas plataformas que contó con versiones de Opera Mobile desde el principio, haciendo que todo poseedor de un Windows Phone no extrañe realmente a Mini. Por supuesto que disponer de Opera Mini tiene también su gracia, especialmente en lo que respecta a su agilidad y a su limitado consumo de tráfico al pre-procesar todo el contenido en los proxys de Opera, algo que aunque Opera Mobile también pueda ser configurado para realizar a través de Turbo no siempre funciona. Dicho, esto, queda claro que esta versión de Opera Mini es ideal para todo aquel que posea un teléfono con Windows Mobile pero necesite cuidar su consumo de tráfico al no disponer de un plan de datos ilimitado para su línea.

Con respecto a su interface no hay mucho que decir, ya que sigue el mismo exacto diseño que poseen las otras versiones de Opera Mini 5, el cual la compañía homologó para toda versión móvil de su familia de navegadores.

Para conseguir esta versión específica de Opera Mini 5 beta nativa de Windows Mobile no hace falta más que ingresar desde nuestro Windows Phone a http://m.opera.com/next.


Mar 3 2010

Mostrar/ocultar barras de herramientas en Opera con un botón

Gabolonte Blasfemus

Ayer les comentaba lo fabulosa que me resultó la última versión de Opera, la cual fue rediseñada para para aprovechar el mayor espacio posible para las páginas web, al mismo tiempo que aprovecha la integración con Aero en el caso de correr bajo Windows 7 o Vista para entregar una pulida y vistosa interfaz. Pero hay algo que a mí, personalmente, me rompía esa nueva armonía que intentaba instaurar el nuevo Opera: Las toolbars.

En particular yo le doy un intensivo uso a la Personal Bar, en la cual tengo una serie de marcadores de acceso frecuente, como una especie de SpeedDial expandido. El problema es, que sin ninguna toolbar la nueva interfaz de Opera 10.50 se ve así de linda:

image

Y con tan sólo una barra, como en este caso la Personal bar, pasa a verse así:

image

Como ven, por el sólo hecho de aparecer la bendita barra, Opera vuelve a su diseño tradicional en la parte superior de la ventana, perdiendo bastante la gracia; y además, y a causa de esto, esos píxeles menos que se restan de los disponibles para mostrar la web se sienten aún más.

Una solución es ponerla abajo, o a la derecha o izquierda, pero sigue robando espacio y viéndose muy, muy fea:

image

image

La otra opción, por supuesto, sería prescindir por completo de la Personal Bar, usando alguna carpeta en los marcadores, pero eso no era lo que quería. Yo buscaba seguir usando mi barrita marcadorezca! Entonces me di cuenta, que analógicamente a la solución de la almohada cuando tenemos una mina a la que queremos darle mucho pero no nos bancamos su cara, en este caso yo quería seguir usando mi barra, pero sin tener que verla todo el tiempo. La solución pasaba por algún tipo de botón o hotkey que me permitiera mostrarla u ocultarla a voluntad, algo que pensé cuando ya estaba podrido de ir a la configuración de apariencia para habilitarla cuando la necesitaba y luego volver para deshabilitarla cuando me molestaba.

Y ahí es donde vuelven una vez más al rescate las poderosas características de personalización de Opera y sus utilísimos botones. En este caso, me bastó nada más encontrar los que ya tenía preparados a tal efecto el groso de Tamil, uno de los más prolíficos Opera Experts que tiene la comunidad (Opera, para cuándo se ponen con un puestito para el pibe?).

image

Algunos de los Opera Buttons preparados por Tamil

Tenemos dos opciones, un botón desde el cual podemos mostrarla y ocultarla a voluntad con solo hacer click en él, y otro que la muestra para que luego desaparezca sola luego de un intervalo de tiempo definido, en este caso para la Personal Bar, a menos que lo modifiquemos, 12 segundos. También podemos elegir entre botones más grandes que tienen el texto completo y otros más diminutos con el título abreviado.

En mi caso, elegí el “PB” que oculta la Personal Bar automáticamente después de los 12 segundos, lo cual me parece un tiempo aceptable. Sólo hay que arrastrar el botón elegido hasta una de las barras presentes de Opera. La opción más natural es hacerlo en la barra de estado, y elegí dejarlo al lado del nuevo control de zoom.

image

La barra podemos dejarla en el borde de la ventana que elijamos, ya que los botones sólo se encargan de mostrarla y ocultarla. En mi caso preferí dejarla abajo.

Por último, observé que en la variante del botón con ocultado automático no siempre esto último sucede, generalmente cuando luego de activar la barra cambiamos el foto a otra aplicación. Si eso sucede, solo hace falta volver a accionar el dichoso botón para que luego del tiempo especificado se oculte la barra en cuestión como es esperado.

Espero que le sea útil a otros operosos tan hinchapelotas como yo, que no pueden dejar de ajustar su navegador favorito hasta el último detalle.