La disputa de los DPI

Gabolonte Blasfemus

Oh, los DPI, ese parámetro de los archivos de imagen, para algunos elusivo, para otros tomado en cuenta de una forma tan religiosa… o sea, con ignorancia y testarudez.

DPI (del inglés dots per inches, traducido puntos por pulgada) indica exactamente eso, la cantidad de puntos (o píxeles) de una imagen que se deben imprimir por cada pulgada, y por eso también se lo conoce como PPI (pixels per inches); son dos formas de denominar lo mismo. Y debemos remarcar imprimir, porque si hay algo muy importante a tener en cuenta con los DPI de una imagen es que sólo tienen relevancia cuando se la va a imprimir en un medio gráfico (papel, cartulina, cartón, etc). ¿Por qué? Porque dicho de otra manera, este numerito mágico determina qué tan espaciados estarán los píxeles de esa imagen en la impresión y, en relación al tamaño en que va a ser impresa, puede ser que exista o no pérdida de definición debido a los DPI que soporte la impresora. Pero eso es sólo si hablamos de imprimir.

ppi

De todo esto se puede deducir que en realidad los DPI o PPI no tienen injerencia alguna en la manipulación y exhibición digital de una imagen. Es sólo un número almacenado en los metadatos del archivo de imagen, y si se lo altera no cambia la resolución real, en píxeles, de la imagen (esto únicamente podría suceder si se tilda la opción de resampling, presente en algunas suites de edición como Photoshop donde, tomando un tamaño previamente definido, sí altera la resolución real en píxeles). Todas esas cuasi leyes de que si la imagen es para pantalla va en 72 dpi y si es para impresión va a 300 son simplemente mitos. El valor de DPI sólo tiene sentido a la hora de realizar la impresión sobre un material, porque una vez impreso no se le puede hacer zoom a una imagen, cuando en una pantalla sí.

Afortunadamente, existen muchos intentos mejores que el mío de explicar esto y de una forma mucho más amena y extensa, como Say No to 72 dpiMisunderstandings about dpi, o A JPEG picture doesn’t care about no DPI.

Ciertamente hay que decir que es una temática que puede resultar confusa, más para quien no es un profesional gráfico. El problema pasa porque es un mito que muchos (supuestos) profesionales repiten como mantra, amplificando la confusión.

No hace mucho me tocó toparme con uno de estos especímenes. Una diseñadora gráfica con la que, por ciertas circunstancias profesionales, terminamos en una relación que se podría calificar de tirante, a causa de haber competido por un proyecto y que mi propuesta fuera la ganadora.

El problema tuvo que ver con unas imágenes que yo debía colgar en un sitio web, pero cuyos originales manejaba ella, por lo que me tocó la difícil tarea de solicitárselas en la resolución que yo consideraba necesaria para su minuciosa visualización, ya que eran imágenes con muchos detalles, que por ende debían ser de muy alta resolución.

Yo presentía que si había rencor, algo tan fácil como pedir unas imágenes en la misma resolución que ya lo había hecho en una ocasión anterior podía convertirse en una pesadilla, y esta vez así fue. Primero me las envió en casi la mitad de los píxeles solicitados, no sin insistencia de mi parte, algo que por supuesto no alcanzaba para lo que necesitaba. Hasta que finalmente, ante mi exigencia de una resolución precisa, vino el argumento de los DPI: “¿A cuántos DPI?”

moss

No importó intentar explicarle ni darle como referencia algunos de los links anteriormente citados. La respuesta fue tan ciega como cortante: “Sí importan los DPI” (omito faltas gramaticales para comodidad del lector). Conclusión que no hubo forma de convencimiento alguna para quien luego se ofendió por ponerse en duda su profesionalidad.

El consejo: Si alguna vez tienen la desdicha de entrar en discusión con alguien que malinterpreta el uso de los DPI y sólo pueden conseguir que lea un link, envíenlo directamente a Say No to 72 dpi, donde hasta hay imágenes de ejemplo publicadas en distintos DPI pero con la misma cantidad de píxeles que, por supuesto, se ven exactamente igual en pantalla.


Comments are closed.