Creación de DVDs de video en Linux

Gabolonte Blasfemus

"Tan útil como rebobinador de DVDs"

Tal vez no busqué suficiente, o soy medio estúpido (que es lo que suele explicar el %80 de mis problemas), pero encontrar una aplicación de autoría fácil y efectiva de DVDs de video nunca me resultó una tarea fácil. En Windows, existen desde ya muchas opciones, casi todas comerciales, y aún así, todas las que tuve la oportunidad de examinar fallaban en uno o más de estos puntos:

  • Tan minimalistas y limitadas que no se podía ni crear un menú o personalizarlo
  • Tan complejas que requerían un curso para usarlas
  • Directamente no funcionaban

Me costó un tiempo hasta encontrar ese término medio, con toda la funcionalidad que uno podía querer pero fácil de entender, y por sobre todo completamente funcional, que es ConvertXtoDVD, el cual lo disimula bastante bien desde esa interfaz poco trabajada y rústica que posee.

Siguiendo con una especie de meta autoimpuesta que tengo de pretender llegar a hacer en una distro Linux todo lo que normalmente hago en Windows me embarqué en la misma faena desde Ubuntu, y los resultados han llegado a ser similares.

Y es que desde el Centro de software opciones no faltan: Mistelix, tovid, Bombono DVD, o DeVeDe prometen ser la herramienta para crear con nuestros contenidos un DVD que podamos ver cómodamente en cualquier reproductor estándar; incluso el popular y multipropósito Brasero posee una opción que promete crear un DVD reproducible a partir de nuestros videos. Todos muy lindos, open source, y disponibles sin desembolsar ni una moneda, pero por un motivo o por otro cumpliendo con uno o más de los puntos de falla citados.

Pero la esperanza no está perdida, y una de las últimas opciones que me quedaban por probar fue la que final y efectivamente hizo el trabajo. DVD Styler no llega a estar completamente a la altura de ConvertXtoDVD en cuanto a detalles y visuales, pero ciertamente se le acerca mucho. Y eso señores, disponible automágicamente desde los repositorios de nuestra distro Linux favorita a un click de distancia es lo más cerca de la felicidad que se puede estar.

Pantalla de inicio de DVD Styler

Pantalla de inicio de DVD Styler

La interfaz de DVD Styler es, desde el vamos, gráfica e intuitiva, y desde su primer pantalla nos deja definir fácilmente un nuevo proyecto o abrir uno que hayamos creado con anterioridad. De un plumazo nos permite especificar parámetros importantes como la norma de TV, el tamaño del DVD, su título, la calidad del video, el formato del audio y la relación de aspecto. Una vez superada esta etapa el entorno de trabajo presentado es lo suficientemente intuitivo y visual como para no requerir ningún manual de uso. Simplemente arrastramos los videos y automáticamente se generarán las pantallas de menú correspondientes, las cuales podemos personalizar con diversos fondos y elementos. Luego nos restará editar los títulos de cada elemento, y por experiencia personal también recomiendo chequear las propiedades de cada elemento de navegación, para asegurarnos de que se va a comportar como esperamos. Para esto no hace más falta que pararnos en la pantalla de menú deseada, hacer click derecho sobre el elemento a editar y seleccionar sus propiedades.

El entorno de trabajo de DVD Styler en Ubuntu

El entorno de trabajo de DVD Styler en Ubuntu

Cuando terminamos con toda la edición y guardamos nuestro proyecto nos queda solo la fase de producción, o sea crear el DVD que contendrá todos los videos y los menúes dispuestos de la forma que hayamos querido. Como en la mayoría de las aplicaciones de este tipo podemos elegir tanto generar una imagen en un archivo como grabar directamente el DVD. Por supuesto la opción más recomendable siempre es la primera, ya que es normal encontrarse en los resultados con que algo no salió exactamente como se esperaba, y estaríamos desperdiciando un disco virgen por cada vez que esto ocurra. Además, usando VLC como reproductor ni siquiera hace falta montar el ISO en una unidad virtual, lo abre directamente. 🙂

Más allá de todo lo bueno que ofrece, tengo que destacar dos puntos flacos de DVD Styler: El primero y más decepcionante para mí es que los elementos de navegación de los menúes no se comportan exactamente como se esperaría (o al menos como yo espero), por lo que, como mencionaba antes, es muy recomendable tomarse el tiempo extra de comprobarlos uno por uno. El otro tiene que ver con el tiempo de procesamiento; al menos en un Ubuntu de 64 bits tarda varias horas en crear una imagen, mucho más de lo que demoran otras soluciones. Pero lo importante es que es usable, y a pesar de estos problemas tenemos en DVD Styler una muy buena solución gratuita y de código abierto.

Otro poroto a favor, el final, es que es multiplataforma, por lo que podremos disfrutar de su amor no sólo en nuestra distro Linux de uso, sino también en Windows y en Mac OS X.

Y vos, ¿qué herramienta usás y aconsejarías para crear DVDs de video?


Comments are closed.