Ingleses impotentes de parabienes en San Valentín

Gabolonte Blasfemus

En Gran Bretaña una cadena farmacéutica comenzará a vender, a partir del día de San Valentín, la droga mundialmente conocida como Viagra sin prescripción médica. En su lugar los felices compradores tendrán una consulta privada con el farmacólogo de turno quién decidirá, basado en la historia clínica del sujeto y previa toma de la presión arterial, si es apto para utilizar dicha droga. Los clientes luego deberán hacer otra visita para ahí sí chequear con un médico si pueden seguir consumiendo las píldoras.

Visto en Reuters.


Comments are closed.